¿Cómo evitar que a su celular lo ataque un virus?

Estándar

Seguridad. La popularidad de los teléfonos inteligentes tiene un correlato, el “malware”; es cada vez más común y no hay usuarios que estén a salvo,




Los teléfonos inteligentes son prácticos, lindos y divertidos. Sin embargo, no están exentos de problemas. Detrás de las promesas de buenos tiempos, también hay amenazas: los virus para teléfonos inteligentes son cada vez más comunes.

Están de moda. iPhone, Samsung Galaxy, Nokia Lumia y HTC: están en cientos de bolsillos. Según el Reporte de Tráfico y Mobilidad de Ericsson de febrero de 2013, la contratación de servicios para dispositivos móviles aumentó 112% en América Latina en el último cuatrimestre de 2012. Y hay otro dato ilustrativo: 40% de las ventas de teléfonos fueron celulares inteligentes.

Esas cifras, que están en el aire y en Internet, también son conocidas por los piratas informáticos, cuyo sustento depende de la vinculación de los usuarios con los dispositivos y de su propio ingenio.
Por eso el mercado de los códigos maliciosos en Internet también ha cambiado: ahora los piratas informáticos se inclinan a producir virus para dispositivos móviles. Solo en 2012, las detecciones de nuevos tipos de virus informáticos para el sistema operativo Android (el aplicado en teléfonos Samsung por ejemplo) creció 17 veces con respecto a 2011.

¿POR QUÉ MI TELÉFONO? Los teléfonos inteligentes permiten el acceso a las redes sociales, correos electrónicos, tarjetas de crédito y al banco: se utilizan de la misma forma que una computadora personal. Eso implica que en el teléfono hay información sensible y cuanto más sensible es la información, más cotizada.
“Los piratas informáticos roban información porque pueden sacar rédito económico de ella, ese es el objetivo fundamental”, dice a El País Raphael Labaca, Coordinador de Awareness & Research de la empresa de seguridad informática ESET.
“Pueden sacar libreta de contactos con datos de clientes y vendérselos a la competencia, contraseñas de banco para hacer transacciones o números de tarjetas de créditos que pueden venderse en el mercado negro. Eso tiene un alto valor económico”.
¿CÓMO LLEGAN? Existen diferentes mecanismos por los que los teléfonos inteligentes se infectan con códigos maliciosos. Algunos son importados de las computadoras, como el phi-shing, que consiste en el envío de un enlace que dirige a una página web falsa en la que el usuario ingresa y “abre la puerta” para que sus datos sean robados. Otros mecanismos son nuevos y nacieron con las aplicaciones.
“En Google Play, la tienda de aplicaciones de Andorid, hay usuarios que colocan aplicaciones con malware”, explica Labaca. “El usuario las descarga y cuando las ejecuta se instala el código malicioso que roba la información”.
Android es el sistema operativo más débil y más atacado por los virus informáticos. No es una cuestión de negligencia, el sistema operativo tiene un 69.7% del mercado de teléfonos inteligentes, por lo que resulta más redituable para los piratas informáticos crear virus compatibles con él. Y aunque haya revisiones de seguridad periódicas, es difícil controlar todas las amenazas.
“Android ha mejorado un montón en los últimos años, pero el problema es la masividad, porque el modelo de negocios de Google es diferente al de Apple”, cuenta Labaca. “En Apple es sumamente difícil subir la aplicación, sale más dinero suscribirse como desarrollador y hay controles muy estrictos. Pero en Google el sistema es abierto. Eso es fantástico desde el punto de vista comunitario, pero hace que haya más malware”.
¿CÓMO NOTO UN VIRUS? Así como sucede en Medicina, sucede en Informática: diagnosticar la presencia de un virus no es una ciencia exacta. Sin embargo, hay síntomas.
Los comportamientos extraños del celular, como abrir y cerrar aplicaciones, el consumo desmedido de batería, un gasto inesperado de descarga de datos en internet, son algunos de ellos.
También es sorpresiva la presencia de aplicaciones que no descargamos o el envío de mensajes extraños. Pero hay un síntoma que no falla: la factura del servicio telefónico. Si aumenta de forma desmedida sin razón aparente su teléfono tiene un virus “troyano”, que es el más común entre los smartphones.
“El troyano lo que hace es suscribir al infectado a un servicio de mensajería premium sin que se dé cuenta y así obtiene una comisión”, explica Labaca. “Al usuario le llegan mensajes con el horóscopo o consejos de amor sin que los pida. Esos mensajes le pueden salir un dólar cada uno”.
¿Cómo protegerse? Los especialistas recomiendan ser precavidos al descargar aplicaciones y revisar de qué fuente provienen. Se debe confiar solo en los desarrolladores originales de la aplicación. Y lo más recomendable, es tener una solución de seguridad específica para dispositivos móviles que alerte cuando la aplicación está infectada.
“Igual que con la computadora, hay que cambiar de mentalidad y saber que hay aplicaciones maliciosas para teléfonos inteligentes”, concluye el experto.

Consejos para evitar los virus en el teléfono

Se recomienda tener una solución de seguridad instalada. También descargar las aplicaciones de fuentes oficiales.

Cómo notar que su celular fue infectado

Hay que vigilar el gasto mensual y el comportamiento extraño, como más consumo de batería o de Internet.

Su teléfono también está en riesgo

Los smartphones se usan de forma similar a las computadoras y tienen información que puede ser robada.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s